domingo, 19 de febrero de 2012

En Camerún la matanza de elefantes es alarmante



Lamentablemente el tema de la obtención de marfil está volviéndose día a día más grave. En la actualidad las milicias se encuentran atacando a los paquidermos dentro de un Parque Nacional con el fin de quedarse con este costoso material. El tráfico ilegal del marfil está siendo alimentado por la guerrilla, quienes luego de obtenerlo regalan la carne a la gente.

Camerún se encuentra en el proceso de perder una de las más grandes colonias de elefantes. Dentro del Parque Nacional de Bouba N’Djida, que se encuentra en el norte del país, se empezó a ver desde hace unas semanas que la milicia (proveniente de Chad y Sudan) mataron a más de 200 ejemplares, un tercio de los que viven en el lugar. Varios testigos cuentan como los asesinos van a caballo y son asistidos por camellos. Estas personas solo tienen interés en el marfil, así que luego de obtenerlo les regalan el marfil a los pobladores.

La semana pasada se pudo leer en el diario oficial del régimen, el Camerron Tribune acerca de esta masacre:“Que el régimen reconozca así lo que ocurre muestra su impotencia. Al menos han decidido denunciarlo”. Este problema puede causar que se perjudique el turismo de caza y naturaleza.

Desde la ONG ecologista WWF, David Hoyle declaró en este sentido: “Que está ocurriendo una matanza es seguro, pero los datos no están claros. Hay quien habla de grupos de 50 personas y otros de solo 10”.

Mediante el uso de GPS se pudo establecer la ubicación exacta de los restos de 75 elefantes pero se estima que la cifra de animales muertos supera los 200, algunos aseguran que ya se alcanzaron los 300 cadáveres. Este número es muy significativo, recordemos que en el año 2007 WWF realizó un censo de la población de elefantes del parque, el mismo estableció la existencia de 600 ejemplares.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada